SoyAranguibel

– Publicado en Últimas Noticias el 08 de noviembre de 2014 –
Maria Corina Machado

Por: Alberto Aranguibel B.

No es posible saber de ninguna manera por qué razón hay perros que expresan su bravuconería huyendo de aquello a lo que le ladran. La ciencia no ha llegado todavía tan lejos. Lo cierto es que son muchas las razas caninas que invariablemente se comportan de esa forma tan contradictoria. No es el caso del pastor alemán, por ejemplo, o del dóberman, cuya temible fiereza termina siempre causando un daño considerable a sus víctimas, porque por su misma estirpe y nobleza de pedigrí no saben lo que es recular.

Pero la mayoría de los “satos”, como les llaman en Puerto Rico a los perros de la calle mugrosos y realengos, se reconocen por esa absurda cualidad entre feroz y cobarde que les es tan característica. De ahí el dicho popular “Perro que ladra no…

Ver la entrada original 251 palabras más

Anuncios